Fideicomiso para la Conservación en Guatemala

El Fideicomiso para la Conservación en Guatemala fue consituido el 27 de abril de 1991 como un fondo ambiental privado de servicio y sin fines de lucro, por cuatro organizaciones no gubernamentales: Fundación Interemericana de Investigación Tropical (FIIT), Fundación Mario Dary (FUNDARY), Fundación Defensores de la Naturaleza (FDN) y Fondo Mundial para la Conservación de la Naturaleza (WWF).  Posteriormente se integró como miembro invitado a la Fundación de Defensa del Medio Ambiente de Baja Verapez (FUNDEMABV).

La misión del Fideicomiso se estableció para: gestionar y facilitar recursos financieros para la conservación y el manejo sostenible del patrimonio natural de Guatemala; a través de líneas programáticas:

  • Donaciones

  • Sub-cuentas y servicios

  • Asistencia reembolsable para proyectos ambientales

La primera línea programática desarrollada fue la de donaciones, por medio de la cual el Fondo proporcionaba apoyo a proyectos en casi todo el territorio del país bajo las siguientes líneas de acción:

  • Áreas protegidas

  • Manejo sustentable de recursos naturales

  • Capacitación y educación ambiental

  • Fortalecimiento institucional

Los beneficiarios de estos recursos, a través de la ejecución de proyectos, incluyeron ONGs, investigadores individuales, y entidades de gobierno.

El año 2000 fue un año de cambios y aprendizajes importantes para el Fideicomiso para la Conservación en Guatemala, dando lugar al proceso de creación de la Fundación para la Conservación de los Recursos Naturales y Ambiente en Guatemala (FCG) la cual fue establecida por lo miembros constituyentes del Fideicomiso para agilizar y hacer más eficientes algunos de los servicios y procesos.